Ciudades más limpias, habitables y comprometidas con el cambio climático

Cuando nos referimos al cambio climático y entramos un poco al fondo de lo que implica y sus consecuencias, acabamos siempre hablando de grados centígrados, referencias temporales muy alejadas del presente y probabilidades estadísticas. Lo normal es que veamos el cambio climático como algo que nos supera en el espacio y en el tiempo. Nuestra capacidad de acción se ve tan reducida que solemos responsabilizar y delegar toda acción climática a los líderes que copan las televisiones y dan los discursos.


Pincha aquí para ver la infografía completa

¿Pero y si el calentamiento global pudiéramos acotarlo en el espacio de una ciudad, en la que vivimos, y en un plazo de tiempo razonable, digamos los próximos 14 años? En este caso la perspectiva cambia: el espacio de influencia está a nuestro alcance y el tiempo de actuación encaja en nuestra proyecciones vitales.

La semana pasada desde Greenpeace hicimos público un informe El transporte en las ciudades: un motor sin freno del cambio climático. En el  mismo se revelaba cómo los desplazamientos que realizamos en nuestras ciudades y áreas metropolitanas, junto con el de las mercancías que consumimos, representan un 10% de todos los gases de efecto invernadero (GEI) que emitimos al año. Es decir que es mucho. Pero lo mejor es que, según los datos calculados en el mismo informe, reducir estas emisiones a la mitad en 2030 es algo alcanzable y razonable, tan solo haría falta reducir en torno un tercio los desplazamientos que actualmente se realizan en coche, aumentar entre un 15 y un 30% la ocupación de todos los medios, y mejorar la eficiencia de los vehículos, en parte por una mayor electrificación. En definitiva, ninguna locura.

Pero lo mejor, es que poner en marcha medidas para lograr estos objetivos no solo implicaría reducir nuestra contribución al cambio climático, sino que conseguirían también reducir en los próximos años las 33.000 personas que fallecen prematuramente en nuestras ciudades a causa de la contaminación del aire, disminuir las más de 73.000 víctimas que tienen lugar en ciudad por accidente de tráfico y reducir los impactos en la salud causados por el ruido procedente del tráfico. Se lograría además ciudades mucho más habitables, en las que el espacio público tuviera una función de socialización y de encuentro, y no únicamente de permitir el tránsito de vehículos.

Desde Greenpeace pensamos que es posible realizar esta transformación, que además depende de nuestros consistorios en su totalidad, y no tienen que esperar a que se forme gobierno o haya una nueva cumbre del clima.

Las medidas que Greenpeace propone para iniciar esta transición hacia ciudades más limpias, habitables y comprometidas con el calentamiento global son las siguientes:

1. Implementar medidas que modifiquen la actual relación entre el espacio público dedicado para el aparcamiento y circulación de automóviles y el dedicado a los autobuses públicos y los modos no motorizados, en favor de estos últimos y de manera significativa. Tales como: plataformas reservadas para autobuses, incrementar la anchura de las aceras, aumentar la extensión de las áreas estanciales, revisar los cruces y fases semafóricas y aumentar la extensión de los espacios de prioridad ciclista y/o peatonal.

2. Desarrollar y ejecutar planes ciclistas que estudien la combinación óptima de las medidas necesarias para aumentar significativamente el número de usuarios en la ciudad en función de las características propias del municipio.

3. Desarrollar y ejecutar itinerarios peatonales accesibles, cómodos y seguros que incentiven la marcha a pie en trayectos urbanos que transcurran por todo el municipio.

4. Reducir la velocidad de circulación media: estableciendo los 30 km/h como velocidad máxima general en todo el municipio, aun asumiendo que en determinadas vías se pueda aumentar hasta los 50km/h; y limitando a 70 km/h la velocidad de circulación en las vías de circunvalación y en las carreteras de acceso al municipio.

5. Implementar políticas de regulación del aparcamiento en la vía pública y en edificaciones, tanto públicas cómo privadas, que disuadan del uso del automóvil mediante políticas tarifarias o de control de la oferta.

6. Establecer medidas de índole fiscal y tarifaria que incremente proporcionalmente las tasas por circular y aparcar a los automóviles de mayor tamaño, cilindrada y consumo energético.

7. Implementar medidas para impulsar la movilidad eléctrica.

8. Impulsar la distribución de mercancías en vehículos de tracción humana o eléctrica y la creación de mini plataformas logísticas en las áreas de la ciudad que reúnan las condiciones propicias.

9. Establecer medidas de gestión de la movilidad que transformen los hábitos de movilidad al trabajo, especialmente en grandes empresas o polígonos industriales.

10. Desarrollar y ejecutar planes para proteger lugares especialmente sensibles a los impactos del tráfico rodado (contaminación del aire y acústica, por ejemplo), tales como centros educativos, centros sanitarios o residencias de la tercera edad.

Entrada de blog por Mariano González(Greenpeace España).

Leave a comment »

Del agua ¿quién se ocupa?

España sigue basando su gestión hídrica en ofertar de forma ilimitada agua. Algo que es totalmente irracional en un país donde dicho recurso es limitado y está sujeto a fuertes fluctuaciones como consecuencia de las sequías periódicas que, además, se agravarán con el cambio climático. Semejante política nos llevará, más pronto que tarde, al colapso de los ecosistemas acuáticos, y a la pérdida progresiva de un recurso imprescindible para cualquier ser vivo.

Por eso, hoy 17 organizaciones ambientales y sociales de defensa del agua han presentado en el Congreso de los Diputados un documento que recoge los temas de especial importancia y prioridad en la gestión del agua en España. La finalidad del acto es que desde el Parlamento se agilicen un conjunto de medidas de gran relevancia en política hídrica que permitan corregir la situación y establecer un futuro sostenible en la gestión del agua.

Las cuestiones planteadas por la organizaciones, a los grupos políticos, son amplias y algunas deberían ser abordadas con urgencia, por su relevancia en cuanto al impacto social y ambiental que tienen. Otras son cuestiones de fondo que podrían ser implantadas a lo largo de la próxima legislatura.

Algunas de estas peticiones son: que la legislación española reconozca el Derecho Humano al Agua, que se revisen algunas infraestructuras hidráulicas en funcionamiento o en proyecto (como es el caso del trasvase Tajo-Segura, del río Castril, el dragado del Guadalquivir, los embalses de Yesa, Alcolea…), se haga una revisión de los regímenes de caudales ecológicos, se proceda a la ampliación de las reservas fluviales, se liquiden las sociedades estatales de aguas, entre otras.

Asimismo, todos los colectivos firmantes del documento asumen un compromiso también, y es trabajar para conseguir los cambios necesarios con los que encaminar la política del agua en España hacia la sostenibilidad, la justicia y la legalidad. Esta es la única manera de poder garantizar la calidad ambiental de  nuestros ríos, acuíferos y humedales como condición imprescindible para el uso sostenible del agua, un recurso natural imprescindible para la vida y el desarrollo económico del país.

¿Qué puedes hacer tú?
Para preservar nuestra independencia y nuestra libertad de acción, no aceptamos subvenciones públicas, ni aportaciones económicas de empresas o partidos políticos.
El 100% de nuestros recursos están constituidos por contribuciones de particulares que, como tú, han decidido apoyar económicamente nuestras campañas, porque se niegan a aceptar la degradación de nuestro medio ambiente y buscan un mundo más verde y pacífico.

Responsable de campaña de @greenpeace_esp)

Leave a comment »

La energía del Sol se hace ilegal

Parecía que no iba a llegar pero ya está aquí. El próximo lunes, 11 de abril, miles de instalaciones de autoconsumo en España se podrían convertir en ilegales. La normativa, que aprobó el Gobierno de Rajoy, es la más restrictiva del mundo, y todo el que no se haya acogido a la misma podrá caer en un limbo legal de difícil solución y sufrir multas de entre 6 millones y 60 millones de euros, además de pagar el infame impuesto al sol. Se trata de unas multas desproporcionadas ¡mucho mayores incluso que las establecidas por extraviar material radiactivo!

Miles de instalaciones de autoconsumo en España van a estar en breve entre la espada y la pared. Poca duda cabe sobre la poca ganas de que haya democratización de la energía en España en un ministerio, el de Industria, que primero fraguó el Real Decreto de Anti-autoconsumo y sus multas, y ahora impide que esas instalaciones cumplan con las obligaciones que él mismo ha establecido poniendo de nuevo a los autoconsumidores entre la espada y la pared. Quedan pocos días y aún no está detallado cómo cumplir con las complejas exigencias técnicas requeridas para modificar las instalaciones.

En el país del sol, no tiene ningún sentido poner trabas a que la ciudadanía pueda producir su propia electricidad, con una fuente que es renovable, abundante y barata y que además podría reducir nuestra dependencia energética, generar energía de forma sostenible y descentralizada y fomentar la economía ciudadana. Sin embargo, el ministro Soria sigue empeñado en proteger los intereses de las grandes empresas eléctricas.

Con la indignación que esta medida nos produce, pedimos al Presidente en funciones Rajoy que arregle el caos creado por el ministro Soria y haga que el Consejo de Ministros acuerde una ampliación del plazo, por lo menos hasta final de año, para que estos autoconsumidores estén seguros de no ser ilegalizados y expuestos a multas multimillonarias a causa de la inactividad del mismo ministerio de Industria.

¿Qué puedes hacer tú?
Pide al Presidente en funciones Rajoy que arregle el caos creado por el ministro Soria y haga que el Consejo de Ministros acuerde una ampliación del plazo, por lo menos hasta final de año, para que estos autoconsumidores no se vean sometidos a multas multimillonarias a causa de la inactividad del mismo ministerio de Industria.

por Sara Pizzinato (Greenpeace)

Leave a comment »

Regalo envenenado

  • Regalo envenenado. Las abejas se mueren masivamente…

    Año tras año, las abejas reciben un regalo envenenado cuando despiertan de su letargo invernal y encuentran las primeras flores cargadas de alimento.

    Se aprovisionan como locas pensando en los días que les esperan. La primavera se acerca y la colonia tiene que estar fuerte. Pero… ese codiciado alimento está cargado de sustancias químicas que las matan a puñados. Y ésto es solo lo visible del problema, una parte de las abejas que consiguen regresar a la colmena y se mueren, porque todos los demás polinizadores que también se están muriendo por el mismo motivo no los vemos. Las abejas y otros polinizadores se mueren con total impunidad.

    Desde Andalucía, Murcia y Valencia hemos recibido llamadas informándonos de lo que está ocurriendo con las abejas y el viernes pasado nos bajamos a Valencia para ser testigos de estas mortandades. En Valencia estuvimos con Enrique Simó, apicultor y veterinario de la Agrupación de Defensa Sanitaria Apícola (apiADS) para que nos contara de primera mano lo que ocurrió en estas dos últimas semanas.

    El espectáculo era dantesco y pudimos coger a puñados las miles de abejas muertas. Mi corazón se ha roto de tristeza, rabia, indignación… al tocarlas. Enrique estima que se pueden haber muerto unas 225.000 abejas de sus 50 colmenas, lo que supone el 50% de la población adulta, las abejas que recolectan alimento y lo llevan a la colmena. Así que imaginaros en qué situación se queda la colonia.

    Esto ocurrió, como en otros años, durante la floración de los frutales más tempranos como los nectarinos y melocotoneros. Las abejas y otros insectos polinizadores se están muriendo y son los plaguicidas utilizados en la agricultura industrial lo que las está matando.

    Desde el 1 de enero de 2014 todas las explotaciones de la UE tienen que cumplir con los principios de la Gestión Integrada de Plagas que indican que se debe dar prioridad siempre a los métodos no químicos para luchar contra las plagas con el objetivo de proteger el medio ambiente y la salud humana. Por otra lado, desde la autoridades autonómicas se emiten avisos para que no se usen productos fitosanitarios durante la floración. Sin embargo, el interés de vender este tipo de productos por los grandes fabricantes y las casas comerciales, un mal asesoramiento al sector agrícola y un escaso o nulo control por parte de las autoridades locales originan estas situaciones que se repiten con impunidad cada año.

    Ante ésto solo hay una solución. Las autoridades competentes deben extremar los controles para que no se sigan aplicando estos productos. En segundo lugar se debe poner en marcha un plan de acción integral para salvar a las abejas y otros insectos polinizadores que contemple un calendario claro para la eliminación de los productos peligrosos para las abejas, empezando por los más peligrosos (en España están autorizados más de 300 insecticidas en cuya ficha de registro indica que son peligrosos, incluso algunos muy peligrosos, para las abejas). Por último, se debe apostar decididamente por la agricultura ecológica, la única solución de futuro.

    Pero no todo son malas noticias y pese a que la Región de Murcia y la Comunidad Valenciana son las dos CCAA en la península donde más se utilizan plaguicidas es de destacar el esfuerzo por incrementar la superficie dedicada a la agricultura ecológica. La Región de Murcia se ha marcado como objetivo que el 27% de su superficie agrícola sea cultivada en ecológico para finales de 2016 y la Comunidad Valenciana se ha propuesto alcanzar el 20% para 2020 (ahora está en cerca de 8%). Andalucía es la CA donde más superficie se dedica a la agricultura ecológica con más de 850.000 hectáreas en 2014.

    Lamentablemente, Enrique nos dice que esto es solo el “aperitivo” y que cuando empiece la floración de los cítricos, y con ella también el uso indiscriminado de plaguicidas, las abejas caerán como hojas en el otoño. Vamos a hacer todo lo posible para que no sea así.

    Por ello, si aún no lo has hecho, firma nuestra petición para salvar a las abejas.

Leave a comment »

Los ministros de la UE incumplen su compromiso de acabar con la sobrepesca

Reunión anual para el establecimiento de cuotas

• Se ha alcanzado un acuerdo decepcionante que supone mantener la sobrepesca en el Atlántico Noreste y el mar del Norte durante 2016

Los ministros de pesca han establecido las cuotas de pesca muy por encima de las recomendaciones científicas para stocks tan importantes como: el bacalao del Atlántico, mar Céltico y aguas de Irlanda; la merluza en aguas de España y Portugal o el lenguado en el golfo de Vizcaya y el canal de la Mancha. Solo algunas especies, como el arenque, se han mantenido dentro de las recomendaciones científicas.

La Política Pesquera Común (PPC) requiere que el Consejo de Ministros justifique los casos en los que se mantiene la sobrepesca [1]. El gobierno español si que ha presentado un estudio justificativo de sus demandas para determinadas especies, aunque esta no ha sido la tónica general. No se ha proporcionado suficiente evidencia de que las recomendaciones científicas de reducción de cuota habrían amenazado seriamente la sostenibilidad económica y social de las flotas afectadas.

“Los ministros de pesca no están cumpliendo con las normas europeas y siguen beneficiando a los intereses de la industria a expensas de los stocks pesqueros y sin proporcionar una justificación para mantener esta sobrepesca.” ha declarado Elvira Jiménez, responsable de océanos de Greenpeace

En las próximas semanas, los gobiernos europeos deberán distribuir la cuota nacional entre su flota. A pesar de que la Política Pesquera Común requiere que este reparto se haga con criterios medioambientales, sociales y económicos [2], todos los países de la UE han incumplido este compromiso de evaluar y distribuir la cuota en función de los impactos de la flota. Al incumplir estas medidas, la flota que apuesta por lo métodos de pesca más selectivo y sostenibles y que además es de vital importancia para el entramado socioeconómico de las comunidades costeras, sigue estando en desventaja.

“Lo mínimo que deberían hacer ahora es priorizar en el reparto de cuotas a quienes pescan de forma sostenible, tal y como marca la PPC, para que el daño sobre los stocks sea minimizado” ha concluído Jiménez.

 

Notas:

[1] Recital 7 y Artículo 2 de la Política Pesquera Común http://eurlex.europa.eu/LexUriServ/LexUriServ.do?uri=OJ:L:2013:354:0022:0061:EN:PDF

[2] Artículo 17 de la Política Pesquera Común http://eurlex.europa.eu/LexUriServ/LexUriServ.do?uri=OJ:L:2013:354:0022:0061:EN:PDF

GreenpeaceComunicado de prensa

Leave a comment »

Reacción a la última versión del acuerdo climático de París

  • Como aspecto más positivo, destaca el nuevo imperativo de limitar el aumento de temperatura en 1,5 ºC y la nueva meta de emisiones netas cero en este siglo
  • Los objetivos de emisiones propuestos no son suficientes para garantizar el abandono de las energías sucias no más tarde de 2050

Reacción al borrador del acuerdo de la Cumbre del Clima de París

Greenpeace considera que el borrador del Acuerdo de París presentado hoy deja a los combustibles fósiles en vías de eliminación, pero no concreta los compromisos necesarios para alcanzar el objetivo.

La rueda de la acción por el clima gira lentamente, pero en París ha dado una vuelta más. Este acuerdo pone a la industria de los combustibles fósiles en el lado negativo de la historia”, ha declarado desde París el director de Greenpeace Internacional, Kumi Naidoo.

Greenpeace considera que hay mucho en el texto que se ha diluido y contaminado por aquellos que abusan del planeta. Pero valora positivamente que el acuerdo contiene el nuevo imperativo de limitar el incremento de la temperatura a 1,5 ºC. “Ese número en sí mismo, y la nueva meta de cero emisiones netas en la segunda mitad de este siglo, causará consternación en los consejos de administración de las empresas de carbón y en los palacios de los estados exportadores de petróleo”, añade Naidoo.

La organización ecologista asume que ahora el reto de este siglo es cómo lograr ese objetivo ya que las medidas contempladas no llevan hasta allí. Para alcanzar la meta de 1,5 ºC con las medidas que contiene el acuerdo no se llega, es manifiestamente insuficiente. Greenpeace considera que los objetivos de emisiones propuestos simplemente no son lo suficientemente ambiciosos para lograr ese objetivo, y que este acuerdo no hace lo necesario para cambiar eso. La meta de emisiones netas cero de gases de efecto invernadero para la segunda mitad del siglo significa, de forma efectiva, que debemos abandonar los combustibles fósiles – lo más fácil de reducir – en 2050.

Greenpeace denuncia que este acuerdo no contiene lo necesario para aquellas naciones y personas que sufren en  primera línea los impactos del cambio climático. Y considera que resulta una injusticia en sí misma que las naciones que causaron este problema se han comprometido muy poco para ayudar a las personas más vulnerables frente al cambio climático, que ya están perdiendo sus vidas y medios de subsistencia.

Este acuerdo no nos va sacar del agujero en el que estamos, pero hace el camino menos empinado. Para librarnos de los combustibles fósiles, vamos a tener que movilizarnos cada vez en mayores números. Este año, el movimiento climático venció al oleoducto Keystone, sacó a Shell del Ártico y puso a la industria del carbón en estado terminal. Estamos a favor de un futuro impulsado por la energía renovable y es un futuro que vamos a ganar”, ha advertido desde París Tatiana Nuño, responsable de la campaña de cambio climático de Greenpeace España.

Ahora los países tendrán que volver a casa y trabajar en sus políticas climáticas y en medidas más concretas para garantizar que no aumentan las temperaturas por encima de 1,5 ºC. Y esperamos que los candidatos en las próximas elecciones generales del día 20 nos presenten en sus programas las medidas en materia de clima y energía para un futuro 100% renovable para España en el año 2050″,  ha declarado Mario Rodríguez director de Greenpeace España.

Greenpeace

 

Leave a comment »

España `derrocha´ 1.000 millones anuales al no usar el plástico para producir energía

Botellas de plástico preparadas para ser recicladas

Botellas de plástico preparadas para ser recicladas
EP

Si España aprovechara los residuos de plástico para producir energía, se ahorrarían unos 1.000 millones de euros al año, según datos del sector. Más de la mitad del plástico acaba en el vertedero. Países del Norte de Europa como Alemania, Suiza y Dinamarca, y otros con poco terreno como Japón, son el ejemplo a seguir. La tecnología limpia para convertir el plástico en energía ya está desarrollada, y funciona.

“Según los últimos datos de Cicloplast, en España acaban en el vertedero un millón de toneladas de plásticos al año. Si se valorizaran energéticamente, supondrían un ahorro de más de 1.000 millones de euros. Es el cálculo que realiza  AIMPLAS – Instituto Tecnológico del Plástico, entidad dedicada a la investigación para el mejor aprovechamiento de este material. La cifra resulta de comparar el valor de la energía que podría generar el plástico aplicando precios de mercado del gasóleo.

La valorización energética a la que alude AIMPLAS es un tratamiento térmico que se realiza a los plásticos muy degradados. Es una variante de la incineración, en la que la energía asociada al proceso de combustión se recupera con fines energéticos. Las plantas donde se realiza se asemejan a una central térmica.

En España se recuperó el 48% de los plásticos, reciclando el 30% y valorizando energéticamente un 18%

Según el último informe de Cicloplast (sociedad sin ánimo de lucro que promueve el reciclado del plástico y que forma parte de la gestora de reciclaje Ecoembes), en España se recupera el 48% de los plásticos, se recicla el 30% (616.000 toneladas) y solo se valoriza energéticamente un 18% (360.000 toneladas). Si bien España se sitúa entre los primeros países de la UE y por encima de la media europea en reciclado, en valorización energética –18%- está muy lejos de países punteros en medio ambiente como Alemania, Suiza, Austria, Noruega, Japón o Suiza. Estos  alcanzan índices superiores al 50%, llegando en algunos casos hasta el 75%.

De hecho, desde Ciclopast plantean la valorización energética como parte de la solución al déficit energético en España. “No podemos, ni debemos seguir enterrando energía (aproximadamente un millón de toneladas de plástico cada año). Es un lujo que no nos podemos permitir porque nuestra balanza energética sigue presentando saldo negativo, 40.000 millones de euros anuales. Hay que apostar por un reciclado de plásticos de calidad, combinado con el aprovechamiento del valor energético del resto. Sólo así lograremos el objetivo de cero plásticos en vertedero”, dicen desde Cicloplast.

Plantas limpias

La combustión de los plásticos presenta ventajas frente a la combustión de recursos fósiles, ya que no se generan gases de óxidos de azufre, que son los causantes, entre otros, de la lluvia ácida. Existe la tecnología para hacerlo de manera correcta.

“Países tan poco sospechosos de ser ambientalmente irresponsables, como Alemania y Países Bajos, incineran y recuperan energía de los plásticos, de la basura, en cantidades que superan todos los residuos dosmeticos que generamos en España”, explica a bez.es Jaime Cuevas, profesor de Ciencias de la Tierra y Medio Ambiente en la Universidad Autónoma de Madrid.

Por ejemplo, en Dinamarca hay plantas dentro de la propia ciudad de Copenhagüe, de muy poco impacto negativo para el medioambiente gracias a una tecnología punta. “En el pasado, se han construido plantas de valorización energética de plásticos con una calidad ambiental deficiente, por ejemplo en Reino Unido o en Francia, pero hoy existe una tecnología, por parte de países que no tienen fácil encontrar terrenos para utilizar como vertedero de residuos, y lo hacen con garantías”, añade Cuevas.

Las técnicas se basan en una buena limpieza de los gases que se producen, con unos hornos con una serie de especificaciones técnicas que evitan que  se generen componentes peligrosos.

Se incorporan sistemas de filtrado como filtros de manga o torres de spray que garantizan la no emisión de partículas o la neutralización de los gases ácidos, incluso la reducción catalítica de los dióxidos de nitrógeno.
Jaime Cuevas
Profesor de Ciencias de la Tierra y Medio Ambiente en la Universidad Autónoma de Madrid

“Se incorporan sistemas de filtrado como filtros de manga o torres de spray que garantizan la no emisión de partículas o la neutralización de los gases ácidos, incluso la reducción catalítica de los dióxidos de nitrógeno”, explica Cuevas.

Las condiciones bajo las que se realiza la combustión han de estar muy controladas debido a las diferentes composiciones de aditivos incorporados a los plásticos, metales pesados como plomo, cadmio, cobre, etc., que son tóxicos en general. “Si se hace de forma correcta, no hay problema”, agregó.

Por otra parte, la presencia de PVC en la mezcla de plásticos post consumo, aporta a los gases de combustión ácido clorhídrico que, en presencia de materia orgánica, puede originar productos tóxicos derivados de las dioxinas y de los dibenzofuranos. Para que esto no ocurra, basta con controlar la temperatura durante el proceso de combustión, pues a temperaturas superiores a 600 ºC no se producen este tipo de compuestos orgánicos. La incineración suele realizarse a temperaturas de 1000 ºC.

Mucho plástico a vertedero

De las toneladas de residuos plásticos que se generan en España, casi un 60% de los residuos se destina a vertedero. Esto último se podría utilizar completamente para producir energía. El plástico tiene un gran potencial energético. Una tonelada de botellas de plástico genera tanta energía como 1,4 toneladas de carbón.

En 2013 (últimos datos disponibles), España produjo casi 700.000 toneladas de reciclado plástico. Siempre que el reciclado sea posible hay que optar por esta vía,pero en ocasiones no es viable porque el material que se va a conseguir tras el mismo no va a tener buenas características. La mejor alternativa para estos materiales es la valorización.

 En España, en 2013, sólo el 26% del poder calorífico de los hornos de cemento procedía de residuos recuperados

Actualmente la valorización energética de residuos se está realizando sobre todo en cementeras. En el último año, el uso de residuos plásticos como combustible en cementeras ha aumentado un 50%. Desde la Fundación Laboral del Cemento y del Medio Ambiente (CEMA) señalan que en España solo el 26% del poder calorífico de los hornos de cemento procedía de residuos recuperados en 2013, según su último informe anual de Reciclado y valorización de residuos en la industria cementera en España, llevado a cabo por el ‘think tank’ Institut Cerdà.

“Incrementar esa cifra implicaría ofrecer una solución más sostenible para la gestión de los residuos a nivel nacional, a la vez que mejoraría la competitividad del sector cementero español”, señala Cema.

Feliciano Tisera          @felitisera            feliciano.tisera@bez.es
Fuente: http://www.bez.es

Leave a comment »

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: